Un administrador de fincas en Parla también ofrece un servicio de asistencia, control y gestión de las juntas de vecinos propietarios, reuniones en las que se toman decisiones acerca del futuro de la comunidad. En realidad, aunque por junta de vecinos entendamos el hecho de reunirse los propietarios, oficialmente es una organización territorial comunitaria, la más habitual en nuestro país, compuesta por los propietarios de los pisos y locales que componen un inmueble.

Se supone que en este tipo de reuniones que podemos organizar en Ecofincas Parla se persigue el objetivo de promover el desarrollo de la comunidad, además de defender y velar por los intereses y derechos de los vecinos. Sin embargo, por todos es conocido que en este tipo de reuniones las discusiones son más que habituales, como bien se ejemplifica en las series de televisión acerca de este asunto que llevamos viendo durante más de una década.

A pesar de que prácticamente nadie quiere acudir a este tipo de reuniones, son obligatorias de celebrar que no de asistir, según se recoge en el artículo 16.1 de la Ley de Propiedad Horizontal. Como bien explica el administrador de fincas en Parla, la junta de propietarios debe reunirse al menos una vez al año, con el objetivo de aprobar los presupuestos y cuentas.

Pero, se pueden organizar muchas más, concretamente cuando lo considere conveniente el presidente de la junta o lo pidan la cuarta parte de los propietarios, o un número de éstos que representen al menos el 25% de las cuotas de participación, en lo que se denominan juntas extraordinarias y que sirven para tratar asuntos como obras en el edificio, la realización de mejoras o la aprobación del Reglamento de Régimen Interno, entre otros.